Rubén Carbonell, un youtuber de 29 años, decidió grabarse haciendo una hazaña que no salió nada de bien: Decidió saltar en paracaídas en una fábrica de Alicante en España.

El hombre ingresó hasta el lugar, sin autorización, donde subió más de 45 metros, saltando desde una chimenea de concreto, desde la parte de arriba, lanzándose al vacío.

Según informó The Sun, cuando intentó abrir su paracaídas, éste no le funcionó; jamás se abrió. El joven iba acompañado de un amigo, quien fue testigo del brutal accidente y fue el encargado de dar el aviso a los equipos de emergencia, sin embargo, el joven murió en el acto.

Los hombres habrían ingresado a la fábrica durante la madrugada, ya que era una hazaña no autorizada, que buscaban grabarla para compartirla en sus redes sociales.

 

Fuente: 24horas.cl